Funcionalidad


Foto: Style Files
Este rincón de lectura ha sido amueblado y equipado para cumplir perfectamente su función. Por el día la luz necesaria para leer la proporciona la ventana y por la noche la lámpara. Hay una pequeña mesa auxiliar, perfecta para dejar el café y la proximidad de la estantería es ideal para dejar los libros ya leídos y buscar otros nuevos. El diván y los cojines son muy cómodos para poder pasar horas leyendo.


Foto: Sight Unseen
A la hora de elegir mesilla de noche, lo primero que tienes que plantearte es para qué la vas a usar. Si necesitas almacenar cosas en ella, no te servirá una silla o una balda, necesitarás una mesilla con capacidad de almacenaje.


Foto: Elle Decor
Ese banco cumple una función práctica porque da asiento a 3 personas y estética, porque no resta protagonismo a la ventana que se encuentra justo detrás. Cuando estética y funcionalidad se juntan es cuando se produce la magia.


Foto: Mad About the House
En una casa pequeña, un pequeña pequeña mesa junto a la cama puede servir como mesilla de noche y escritorio al mismo tiempo. Cuando el espacio es reducido es especialmente importante pensar en la funcionalidad ya que hay que sacar el máximo partido a cada centímetro.


Foto: Design Sponge
La funcionalidad no se aplica sólo a los muebles o grandes objetos. Esta bandeja tiene todo lo necesario para los amantes del café que preparan esta bebida dos o tres veces al día. Al presentarla de forma atractiva, se convierte en un objeto decorativo.


Foto: Ebom
En este pequeñísimo piso, se utilizan objetos prácticos como accesorios decorativos, como ese revistero.